Mención de Honor Venta Sierra Santa Clara

Esta denominada venta, comenzó siendo una más de las muchas típicas chozas que existían en el lugar donde hoy continúa, siendo creada por José María Sierra y Ángeles Sierra. Se utilizaba desde su comienzo al mismo tiempo como vivienda y lugar de encuentro de los vecinos de la zona. Ya desde poco después de su apertura, fue aumentando su popularidad gracias a la cantidad de personas que los domingos visitaban Santa Clara por aquella época, tanto para las fiestas de San Isidro como para el que pasaba el día de campo.
Por entonces, su gastronomía más popular eran los huevos de campo, las sopas y guisos de para, las asaduras. Fue tanta la demanda y confianza depositada entre aquel tabernero y sus más preciados clientes que más de una se freía los huevos en la cocina y se servían sus propias bebidas en la barra.

Así se mantuvo hasta finales de los setenta, que fue reformándose en cuestión de obras, adaptándose a los tiempos que corrían pero guardando siempre su condición de venta.

A mediados de los años ochenta, Ramón Sierra Sierra, hijo de esta familia, y al cual se le hará entrega de esta mención, se hizo cargo de la gestión de la misma y siguió implantando lo que ya la hizo famosa, su calidad, su cantidad y su buen precio.

La variedad de platos a los que tiene acostumbrado a sus clientes esta famosa venta, se vio incrementada cuando se introdujo la barbacoa con toda su correspondiente variedad de carne que se puede ofrecer en ella.

Una de las últimas novedades más populares, introducida hace ya aproximadamente unos 10 años, fueron las tortas fritas, cuya fama se da a conocer en toda la comarca del campo de Gibraltar y parte del extranjero, como expresan con humor sus familiares al referirse a los vecinos del Peñón.

Desde aquellos tiempos hasta estos días se ha mantenido abierta, manteniendo la calidad y el buen trato a sus clientes, que no tardan más de ocho días en regresar.

En junio del año pasado, este mismo propietario inauguró el restaurante El Pícaro situado en el Parque Empresarial La Almoraima, donde se ha mantenido el mismo estilo y carácter que en la primera y que gracias a los vecinos y vecinas de Castellar, que según sus propietarios se han volcado con este nuevo establecimiento, toma el mismo impulso que su antecesora.

Por todo ello, la Corporación Municipal de Castellar tiene a bien entregar esta Mención de Honor del Día de Andalucía a Ramón Sierra Sierra

Hace entrega de la misma, el alcalde de Castellar, Francisco Vaca García.